Capital IdeasTM

Perspectivas de inversión de Capital Group

Categories
Mercados emergentes
Aunque el carry trade ha perdido fuerza, el entorno sigue siendo favorable para las divisas emergentes
Jens Søndergaard
Analista de divisas

En lo que va de año, la estrategia de carry trade en los mercados emergentes ha ofrecido buenos resultados, ya que muchos países emergentes, especialmente los de América Latina, han ofrecido a los inversores unos tipos reales elevados, una reducción de los riesgos políticos y unas valoraciones atractivas.


Gráfico 1: Solidez de las divisas con carry elevado desde principios de año

Gráfico 1: Solidez de las divisas con <i>carry</i> elevado desde principios de año

Las rentabilidades obtenidas en el pasado no garantizan rentabilidades futuras.

Información a 11 septiembre 2023. KRW: won surcoreano; MYR: ringgit malayo; SGD: dólar de Singapur; THB: baht tailandés; TWD: dólar taiwanés; BRL: real brasileño; MXN: peso mexicano; IDR: rupia indonesia; EUR: euro; GBP: libra esterlina; JPY: yen japonés; CAD: dólar canadiense; COP: peso colombiano; NOK: corona noruega; RUB: rublo ruso. Fuente: Macrobond

Los efectos del carry trade en los mercados emergentes parecen estar desvaneciéndose a medida que los bancos centrales de la región comienzan a recortar los tipos de interés. Esta reducción de los diferenciales de tipos de interés entre los mercados emergentes y los desarrollados podría debilitar algunas de las divisas emergentes, como ha ocurrido con Chile en meses anteriores. Por otro lado, el posicionamiento saturado de los inversores en las operaciones de carry trade en los mercados emergentes podría acentuar cualquier posible cambio de tendencia en el posicionamiento.


Dicho esto, y ante los elevados tipos de interés de los que partían muchos mercados emergentes, los tipos reales podrían continuar resultando atractivos incluso cuando los bancos centrales comiencen con los recortes. Además, en muchos casos, los inversores se guían por la percepción de riesgo y los fundamentales, además de por el diferencial de tipos reales. En este artículo, analizamos estos factores.


1. Un carry trade del tipo de cambio va en contra de la teoría de la paridad descubierta de los tipos de interés. Según esta teoría, la variación esperada de un tipo de cambio debería ser igual al diferencial de tipos de interés de las dos divisas durante el mismo periodo. Si esto no ocurre, en teoría, existe la oportunidad de obtener un rendimiento anormal, por medio del carry trade, tomando prestada una divisa con un tipo de interés bajo e invirtiendo en una divisa con un tipo de interés más alto.



Jens Søndergaard es analista de divisas de Capital Group. Cuenta con 15 años de experiencia en el sector y lleva ocho años trabajando en Capital Group. Es doctor en económicas y tiene un máster en servicio exterior por la Universidad de Georgetown. Tiene su oficina en Londres.


Ideas y tendencias de inversión de nuestro equipo de inversión.

Regístrate para recibir artículos sobre mercados y tendencias de inversión directamente en tu correo.

Al proporcionar sus datos, acepta recibir emails de Capital Group. Todos los emails incluyen un enlace para cancelar la suscripción y puede desinscribirse en cualquier momento. Para más información, puede leer la política de privacidad de Capital Group.

Los resultados pasados no garantizan los resultados futuros. El valor de las inversiones y los ingresos derivados de las mismas pueden bajar o subir y usted puede perder una parte o la totalidad de su inversión inicial. Esta información no pretende ofrecer asesoramiento en materia de inversión, fiscalidad o de otro tipo, ni ser una solicitud de compra o venta de valores.

Las declaraciones atribuidas a una persona representan las opiniones de dicha persona en la fecha de publicación y no reflejan necesariamente las opiniones de Capital Group o de sus filiales. Toda la información se refiere a la fecha indicada, salvo que se indique lo contrario. Parte de la información puede haberse obtenido de terceros, por lo que no se garantiza su fiabilidad.